¿Es un sueño acercar la espiritualidad y la ciencia?...¡Es el presente y el futuro!

12.6.16

En Vos confío - Pasiones: La Cólera


En Vos confío, es uno de los libros orientales más escogidos y misteriosos conocidos hasta hoy. Se tradujo con autorización especial del Gran Lama y los Discípulos del Colegio Sagrado del Gran Templo del Tíbet.

Hoy nos habla de emociones, nos aconseja sobre la cólera.

LIBRO SEGUNDO - LAS PASIONES

Cólera

Así como el torbellino en su furia arranca los árboles y deforma la faz de la naturaleza, o como un terremoto en sus convulsiones vuelca ciudades enteras, así la furia del hombre colérico esparce la
maldad en torno suyo.

El peligro y la destrucción están en su mano.

Pero piensa y no olvides tus propias debilidades; así perdonarás las faltas de los otros.

No te entregues a la Pasión de la cólera; es como aguzar una espada para herir tu propio pecho o dar muerte a tu amigo.

Si soportas con paciencia ligeras provocaciones, se te contará como sabiduría; y si las borras de tu recuerdo, tu corazón no te lo reprochará.


Continúa...


¿No ves que el hombre colérico pierde su comprensión? Mientras estés todavía en tu juicio, procura que la rabia de otro sea lección para ti.

No hagas nada con pasión. ¿Por qué te has de lanzar al mar durante la violencia de una tempestad?

Si es difícil manejar tu cólera, es prudente evitarla; esquiva, por lo tanto, toda ocasión de montar en cólera o guárdate contra esa ocasión, si llega a ocurrir.

Las palabras insolentes provocan al necio, pero el sabio se ríe de ellas.

No abrigues venganzas en tu pecho; eso atormentará tu corazón y marchitará tus mejores inclinaciones.

Debes siempre estar más pronto a perdonar que a devolver un mal; el que acecha la oportunidad de vengarse, se está acechando a si mismo, y atrae la maldad sobre su propia cabeza.

Una contestación suave para un hombre colérico, como el agua sobre el fuego, abate su ardor, y de enemigo puede trocarse en amigo tuyo.

Piensa en cuán pocas son las cosas que merecen cólera, y te asombrarás de que sean coléricos los que no son necios.

La cólera comienza siempre en una locura o en una debilidad; pero recuerda y ten la seguridad de que muy rara vez concluye sin arrepentimiento.

Tras los pasos de la locura marcha la vergüenza; detrás de la cólera marcha el arrepentimiento.

En Vos confío
Share:

2 comentarios:

Octavio Dopico dijo...

Sabias palabras. Gracias.

María José Morón dijo...

Gracias a ti por tu visita y comentario, Octavio

Publicar un comentario

Páginas vistas en total

Buscar este blog

Archivo del blog

Traductor

Google

María José Morón. Con la tecnología de Blogger.

Recent Posts

Visitantes


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...